El futuro del Athletic está asegurado

Asier Villalibre e Iñigo Vicente | Foto: Unai Zabaleta

Con un mercado cada vez más complicado para el Athletic e inmerso en un relevo generacional importante, Lezama adquiere un papel clave en el futuro del club.

Significativas son las renovaciones que se han afrontado durante el último año con la anterior directiva y la actual. Y es que Lezama siempre ha estado en el punto de mira de las críticas y sólo basta con echar un ojo a las hemerotecas de la época para darse cuenta que si no se tiene paciencia con los de casa este club perderá su identidad y compromiso para salir siempre de situaciones difíciles. En la temporada 1979/80 con Helmut Senekowitsch en las primeras jornadas el Athletic era último con cero puntos y la conclusiones eran que fallaba la cantera: Urkiaga, Goikoetxea, De Andrés, Gallego, Argote, Noriega y Sarabia en aquel equipo cuatro años después serían clave en el título de Liga.

La directiva de Josu Urrutia con José Mari Amorrortu afrontó las primeras renovaciones en la cantera desde la temporada pasada con Gorka Guruzeta hasta 2021 ahora lesionado de gravedad. El pasado mes de julio fue Unai Simón quien renovó hasta 2023 y fue la directiva de Aitor Elizegi con Rafa Alkorta el pasado mes de Abril quien revisó su contrato pasando la cláusula de rescisión de 30 a 50 millones de euros. Anteriormente, el Athletic en julio de 2017 apostó por Jesús Areso abonando su cláusula de rescisión de 450.000 euros a Osasuna recién cumplidos los 18 años con un contrato hasta 2021.

La grave lesión de Oihan Sancet una de las joyas de Lezama el pasado mes de Septiembre tuvo su apuesta en forma de renovación hasta 2024. Peru Nolaskoain con una importante oferta de la Real Sociedad renovó en Octubre hasta 2024 con una cláusula de 60 millones de euros. Hodei poco después, unos de los porteros de la inagotable cantera de Lezama renovó hasta 2022 con una cláusula de 30 millones de euros. En Noviembre Unai Vencedor, camada del 2000 amplió su contrato hasta 2023 con 30 millones de euros y la junta gestora en Diciembre con Josu Urrutia blindó a Iñigo Vicente hasta 2023 con una cláusula de 40 millones de euros que era de 8 millones meses atrás.

Ya con Aitor Elizegi de presidente y Rafa Alkorta de director deportivo se renovó en Marzo al central Dani Vivian hasta 2021 con una cláusula de 30 millones de euros. Gaizka Larrazabal se ganaría ser parte del primer equipo para la próxima temporada tras ejecutar el club una cláusula antes del 15 de Mayo renovando su contrato hasta 2021. Los laterales Jon Rojo y Jon Sillero renovaron sus contratos hace pocos días hasta 2020 y 2021 respectivamente.
Hoy de momento se cierra el círculo con la renovación de Asier Villalibre máximo goleador de la 2 división B con 23 goles hasta 2023 y una cláusula de 50 millones de euros.

Lezama llama a la puerta con un gran número de renovaciones en el que la paciencia de socio/as y aficionados será clave para que el Athletic tenga como ha sido siempre su futuro asegurado con un equipo competitivo y comprometido en el que la factoría rojiblanca siempre ha tenido su importancia en este club especial y diferente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *